Compartir

Hoy tenemos para ustedes el review de la Asrock X299 Gaming K6, un modelo de los más accesibles de esta plataforma, colocada a precio de placas madre Z270 gama alta, y entregando características similares o incluso mejores que las ofrecidas en Z270 en el segmento de precio de los 250 dolares.

Entre sus principales características podemos destacar soporte a 3-way SLI y 3-way CrossfireX en procesadores de 28 o 44 lineas, soporte a memorias de 4400MHz en Dual Channel con Kaby Lake-X o hasta 4133MHz en Quad Channel con Skylake-X, 3 puertos M.2, dos puertos LAN, y una alimentación con 11 fases de poder, entregando hasta 660W y siendo capaz de alimentar a toda la linea Core-X series sin problema.

Es un modelo bastante interesante para el que quiere probar un procesador de seis u ocho núcleos para no gastar tanto en un modelo superior, y tener asegurado soporte a todas las últimas tecnologías que vimos en este 2017.

Primera Mirada

La placa madre se basa casi por completo en color negro, teniendo detalles en gris sobre su PCB, y un poco de rojo en el disipador, manteniendo una estética totalmente discreta, ideal para el que no busca una PC llamativa.

Utiliza el zócalo LGA 2066 soportando la gama completa de procesadores Intel Core-X Series, abarcando procesadores desde cuatro núcleos hasta de dieciocho núcleos.

Además tiene 8 slots de memoria ram DDR4, permitiendo colocar hasta 8 módulos en Quad-Channel con frecuencias de hasta 4133MHz con procesadores Skylake-X, o hasta 4 módulos (En los 4 slots del lado izquierdo) en Dual-Channel con frecuencias de hasta 4400MHz si usamos Kaby Lake-X.

Cuenta con cuatro puertos PCI-Express x16 3.0, soportando 3-way SLI o 3-way CrossfireX con CPUs de 28 o 44 lineas PCI-E, y 2-way SLI o 2-way CrossfireX usando CPUs de 16 lineas PCI-E.

También podemos observar los tres puertos M.2 que posee este modelo, donde podremos realizar un triple-raid de SSDs NVME y alcanzar velocidades extraordinarias.

Además cuenta con 8 slots Sata III para conectar SSDs que utilicen esta interfaz, discos duros, o lectograbadoras de BluRay o DVD.

Para la alimentacion de los procesadores colocados, tiene un solo conector de 8 pines, lo cual quizás no sea suficiente si no tenemos una buena fuente con cables gruesos, ya que hemos observado consumos de hasta 300W en el Core i9-7900X, y en los modelos con mayor cantidad de núcleos el consumo es mayor aún, por lo que podría causar daño a la placa madre y a la fuente. 

En su panel trasero encontraremos un puerto PS/2, cuatro puertos USB 2.0, cuatro puertos USB 3.0, un botón ClearCMOS, 2 conectores ethernet, un puerto USB 3.1 Tipo A, un puerto USB 3.1 Tipo C, y las habituales conexiones de sonido.

Índice de páginas