Conectarse con nosotros

Games Reviews

Review DiRT Showdown y Benchmarks

Publicado

el

 

 

 

 

 

 

 

Dirt Showdown demuestra en PS3, Xbox 360 y PC que también hay otros caminos para llegar en primera posición a la línea de meta, en este juego no es necesario ser limpio y legal al volante. Así, este “spin off” de la saga de rallies de Codemasters apuesta por aunar velocidad, destrucción y choques a partes iguales.

Hay carreras donde el objetivo es cruzar la bandera a cuadros en el primer puesto, claro, pero también derbis de demolición, en los que el único fundamento, que no es poco, es estamparse contra los rivales para dejarlos KO, y gymkanas donde dar rienda suelta a “trucos”  como trompos, derrapes y saltos.

 

Introducción:

 

Hay tres pruebas, con hasta diez subclases, donde se combinan aceleración, choques y acrobacias. En primer lugar, tenemos las inevitables carreras tradicionales, en las que lo importante es llegar el primero a la meta. Las más originales nos trasladan a circuitos en forma de 8. ¿Qué significa eso? Que hay intersecciones donde el riesgo de choque con rivales rezagados (o adelantados) es altísimo, lo que añade un plus estratégico a las carreras, ya que cualquier piloto puede hacernos la puñeta en el momento más inesperado. También hay pruebas de eliminación, en las que, cada cierto tiempo, el conductor que va en último lugar queda descalificado, así comopruebas de dominación, en las que la clave es marcar el mejor tiempo en cada sector del circuito (se corre en grupo, pero el trasfondo es el de una contrarreloj).

 

 

 

 

En segundo lugar, están los derbis de demolición. Aquí, toca estamparse contra otros rivales para mandarlos al desguace y sumar puntos. La primera variedad se asemeja a un ruedo “pseudotaurino”: dentro de un escenario circular, hay que embestir a los otros coches como si fuéramos toros (mientras evitamos convertirnos, a su vez, en el cazador cazado). Otra variante introduce como escenario una plataforma elevada, de la que hay que intentar expulsar a los rivales: ya se sabe, cuando se está al filo del abismo, un empujoncito puede ser fatal… Por si fuera poco, hay otra variante tipo “gato y ratón”, en la que, únicamente, debemos huir de las embestidas enemigas durante el mayor tiempo posible.

 

 

 

 

En tercer lugar, están las pruebas de acrobacias, algo que ya introdujo el genial Dirt 3. Como si fuera una gymkana automovilística, la clave es trompear alrededor de postes, derribar barreras de espuma según un patrón de colores, ejecutar grandes saltos, derrapar… En ocasiones, el objetivo es encadenar combos para lograr la mayor puntuación; en otras, superar un circuito de obstáculos en el menor tiempo posible. En estas pruebas, el rival es Ken Block, el famoso artista del freestyle.

 

Jugabilidad:

 

Dirt Showdown hace gala del motor gráfico EGO, del que ya han disfrutado otros títulos, como F1 2011. El conjunto luce muy bien y sorprenden, en especial, los efectos lumínicos, según la carrera sea de día, de noche o al atardecer. Sólo se echa en falta algo más de detalle en el sistema de daños en la carrocería, así como más cámaras (sólo hay dos, una exterior y otra sobre el capó).

 

Gráficos:

 

 

 

Los gráficos algo mejoraron pero nada para llamar la atención, seguimos casi con la misma gráfica que DIRT 3 siendo algunas mejoras de sombras y cálida, hasta hoy día a gusto de su redactor los del DIRT Showdown y F1 2012 son los mejores gráficos de un juego de conducción. Es verdad que cada ves esta mas Arcade pero imagino que esto tiene que ver por el lado de las consolas, es mas ya el juego es bien consolero.

 

 

Sonido:

 

 

 

 

 

La banda sonora es excelente, muy apropiada para la destrucción que caracteriza al juego. Así, hay temas rockeros de grupos como Rise Against que casan de maravilla con lo que se ve en pantalla. Asimismo, las voces esporádicas del comentarista están dobladas al spañol.

 

 

Benchmark

 

Para los benchmark tenemos en nuestro poder tres placas AMD Radeon HD, 7870 de Sapphire, 7950 de Sapphire y una 7970 Reference.

 

Usamos la configuración de la imagen siguiente con todo al máximo.

 

 

 

Como podemos ver el rendimiento es muy bueno con la MSI Radeon HD 7770 OC, ya que tiene la media de FPS necesarios para que se vea fluido, entre la Radeon HD 7870 y la 7950 no tenemos mucha diferencia, algo que hace de la 7870 una muy buena compra.

 

 

Conclusión

 

Bueno la verdad es que es un muy buen juego pero a lo que vimos y jugamos hubiera sido buena que Showdown sea una actualización de DIRT 3 y no un juego nuevo, le falta la chispa de la novedad, como siempre nos viene sorprendiendo Codemaster, a esto tenemos que sumarle que no tiene una gran variedad de, ni de modos de juegos ni de nuevo vehículos.

Tremendo pata lo que es una carrerita rápida, o sea no mas de 40 a 60 minutos jugando, si mantenemos eso puede dura mucho el juego si no creo que se van a aburrir muy rápido.

Por otro lado tenemos el Multiplayer, que es lo que salva el juego,  ya que imaginen 10 tipos online chocándose o intentando chocarte, adrenalina a full en todo momento, aparte de tener una variedad de juegos bastante interesante. En la mayoría de los modos se forman dos equipos, azul y rojo, el cual te pones a destrozar a los demás, pero tambien tenemos una forma muy  interesante que es llevar la bandera  a la base.

Como pudimos ver es un juego que puede ser corrido con facilidad y fluidez, con todo tipo de placas de vídeo, a si que si tenes algún modelito no muy nuevo de placa de vídeo seguramente podrás jugarlo sin problema.

Para finalizar, les digo que es un juego ideal para un Joystick como el de la XBOX 360, a jugar y disfrutarlo.