Conectarse con nosotros

Internet y Mas

Estados Unidos añade 7 entidades chinas de supercomputación a su lista negra

Publicado

el

A pesar del cambio presidencial, parece que Estados Unidos seguirá manteniendo las mismas políticas comerciales con China de la era de Trump. Hoy conocemos que el pasado 8 de abril, el Departamento de Comercio de los Estados Unidos anunció que siete entidades chinas de supercomputación fueron añadidas a su famosa lista negra.

Esta medida obliga a cualquier compañía estadounidense cesar cualquier tipo de colaboración con las empresas que se encuentren en la lista. Entre ellas, se encuentra una de las más importantes del gigante asiático: Tianjin Feiteng (FETL).

Feiteng, que comenzó su andadura en el año 1999 con el respaldo de la Universidad Nacional de Tecnología de Defensa, es una empresa de CPUs colegiadas que utiliza la misma arquitectura ARM que Kunpeng de Huawei. La empresa cuenta con CPUs de servidor de alto rendimiento de la serie TengYun S, las CPUs de alto rendimiento para ordenadores de sobremesa de consumo de la serie TengRui D y las CPUs embebidas de alta gama de la serie TengLong E.

Según los medios de comunicación, después de que Estados Unidos actualizara la “lista de entidades”, TSMC puso en marcha primero un mecanismo de inventario para contabilizar la capacidad de FETL y otras empresas que hacían pedidos a través de compañías de diseño de circuitos integrados, y detener por completo los pedidos de los clientes citados en el listado con el fin de cumplir con la llamada normativa estadounidense.

TSMC reiteró que seguirá “todas las normas legales” y que definitivamente se ejecutará de acuerdo con las reglas de “control de exportaciones”. Los datos muestran que Feiteng representó en 2020 sólo alrededor del 0,08% de la asignación total, incluyendo otros ajustes al impacto del total no es más del 3%.

Según fuentes de la cadena de suministro, TSMC detuvo los pedidos de FETL después de que el suministro de chips para automóviles sufriera problemas de escasez, mientras que las líneas de producción de TSMC siguen funcionando a plena capacidad.

Feiteng se une a una larga lista

Dado que la fundición local SMIC también fue incluida en la lista negra de Estados Unidos, es probable que las CPUs Feiteng se queden en el aire. Esto implica retrasos o incluso las cancelaciones de sus procesadores Tengun S5000 a 7nm o Tencent S6000 a 5nm.

Por si no fuera suficiente, también se añadieron a la lista los cuatro centros nacionales de supercomputación: Jinan, Shenzhen, Wuxi y Zhengzhou, así como dos entidades afiliadas a Shenwei, el Centro de Diseño de Circuitos Integrados de Alto Rendimiento de Shanghai y Sunway Microelectronics, que también son CPUs nacionales de alto rendimiento.

Tras este nuevo golpe para la industria China, veremos si el gigante asiático toma cartas en el asunto. Claramente estas últimas medidas están ligadas a la escasez mundial de chips, por lo que nada mejor que suprimir toda la industria china y redirigir todo ese volumen de silicios a compañías occidentales.

Estados Unidos sigue prohibiendo empresas chinas con su famosa lista negra ¿Cuál será la próxima?

Fuente: MyDrivers

Comentarios