Conectarse con nosotros

Hardware

Duró poco: Intel ya presenta problemas de stock con los Core de 11ª generación (Rocket Lake-S)

Publicado

el

La 11ª generación de procesadores Intel Core, también conocidos como Rocket Lake-S, llegaron al mercado llenos con un montón de baches, ofreciendo menos núcleos respecto a la 10ª generación (Comet Lake), una mejora de rendimiento muy pequeña en comparación y, para colmo, precios poco competitivos no solo con los nuevos Ryzen, sino con sus propios predecesores.

Ahora nos enteramos que este último aspecto, su precio, se ve afectado debido a que la empresa ya está enfrentando problemas de stock, lo que está llevando a la 11ª generación a subir de precio.

Escasez de sustratos para toda la industria

Así que no, al parecer tener tu propia fundición no es suficiente para evitar la falta de stock a nivel mundial, y es que se indica que a finales de este año habrá una escasez de sustratos que afectará a toda la industria, incluyendo a los azules.

Para hacer frente a esto, Intel avisó a sus socio que está readaptando la forma en la que trabaja para que se vea lo menos afectada posible, y esto implica dar prioridad de fabricación a los procesadores más rentables, como los Core i9.

  • Intel ha informado de la escasez de sustratos a sus principales socios durante la semana pasada.
  • Las asignaciones de Intel para Rocket Lake en el primer trimestre son bastante buenas, por lo que las referencias estarán disponibles cerca del precio de venta al público durante al menos unas semanas, si no más.
  • Por desgracia, debido a la escasez de sustratos, las asignaciones del segundo trimestre para Rocket Lake se verán afectadas.
  • Las asignaciones se verán favorecidas hacia la gama superior de productos, Core i9, por lo que los Core i7 y Core i5 serán los más afectados.
  • Teniendo en cuenta que Intel está en una posición mucho mejor para gestionar el suministro que TSMC-AMD (que, a diferencia de la fundición de Intel, no sólo tiene limitaciones de sustrato, sino también de capacidad), esperamos que las primas sean menores que las de AMD Ryzen.

Ya se refleja en el mercado

En famosas tiendas estadounidenses como Newegg, ya no es posible comprar un Intel Core i9-11900K, ni siquiera con los combos de actualización que incluyen placas madre. Por su parte, en Amazon ya figura este procesador por 1.100 dólares.

Así, se espera que el stock de los Intel Rocket Lake-S dure poco más de 1 mes, aunque es algo que dependerá del mercado y, por supuesto, del precio.

“Como dijimos en el comunicado de prensa sobre las perspectivas financieras del 23 de marzo, la demanda de semiconductores y productos Intel es muy fuerte. Hemos estado ampliando nuestra capacidad para satisfacer esta demanda y, como resultado, esperamos que nuestro suministro anual de CPU para clientes crezca dos dígitos año tras año con respecto a 2020. Sin embargo, la demanda mundial sin precedentes de componentes y sustratos de semiconductores es un reto para muchas industrias, incluida la nuestra.

“Estamos trabajando activamente con nuestros socios de la cadena de suministro para aumentar la disponibilidad de materiales y componentes de terceros para mejorar aún más la producción de nuestros procesadores y también apoyar el ecosistema de PC más amplio. Seguimos centrados en apoyar a nuestros clientes y continuaremos trabajando para aumentar el suministro y satisfacer sus necesidades”, declaró un representante de Intel a Wccftech.

A pesar de tener su propia fundición, la falta de stock también se hace presente en los Intel Core Rocket Lake-S ¿Generación perdida?

Fuente: WCCFTECH

Comentarios