Compartir

Luego de revisar la Gigabyte GTX 1050Ti G1 Gaming, la empresa nos envió también a la “hermana pequeña”, la GTX 1050 G1 Gaming, para que podamos mostrar a nuestros lectores el rendimiento de la mas pequeña de las gráficas GTX 10 Series de Nvidia junto al las características en particular de la versión de Gigabyte.

Como ya hemos mencionado durante el review de la GTX 1050Ti, estas gráficas son ideales para el usuario que tiene la misma gráfica hace varios años y busca un remplazo sin necesidad de cambiar su fuente, ya que el consumo de estas gráficas es super bajo, y si tenían cualquier gráfica de la linea GeForce GTX, podrán alimentar tranquilamente este modelo.

Primera Mirada

Su caja es prácticamente idéntica a la de la GTX 1050Ti G1 Gaming, cambiando por supuesto el nombre del núcleo, y la cantidad de vRAM que en este caso es de 2GB.

En su parte trasera vemos algunas características de la gráfica junto a sus especificaciones básicas en varios idiomas y sus conectores de video.

El tamaño de la gráfica es muy pequeño, teniendo un largo de tan solo 219mm, lo que la hace ideal para armados ITX o M-ATX.

Como mencionamos en el review de la GTX 1050Ti G1 Gaming, algo ideal de las versiones de Gigabyte es la presencia de Backplate, que prácticamente ninguna marca tiene en los modelos gama media.

Por si algún usuario desea overclockear la gráfica se añadió un conector de 6 pines para poder asegurar alimentación suficiente a mayores frecuencias.

Sus salidas de video son las mismas que en la GTX 1050Ti, es decir, tres salidas HDMI, una salida DisplayPort, y una salida DVI-D Dual Link.

Índice de páginas
 
  • Leandro

    Impresionante como llega a rendir mucho más que la RX 460 de 4GB. Y hasta en DX12 le va barbaro.
    Eso sí, estaría bueno que la prueben también en The Witcher 3.
    Por lo demas, excelente articulo.